Carrera de obstáculos



Las carreras de obstáculos siempre son divertidas y refuerzan la motricidad gruesa del niño.

INSTRUCCIONES

Prepara un circuito para carreras de obstáculos en el jardín o en el pasillo de casa. Las ruedas viejas de coche están muy bien para empezar. Colócalas de dos en dos de modo que el niño salte ágilmente de un par al siguiente. Después de las ruedas, coloca una barra de equilibrio improvisada con un tablón sujeto con ladrillos o troncos. Coloca el tablón a poca distancia del suelo, ya que no se trata de ponérselo muy difícil, sino sólo de mantener el equilibrio. A continuación, coloca una escalera que lleve a un rincón de juego, al columpio del jardín, a la escalera que sube al piso de arriba o a una parte accidentada del jardín. El último obstáculo puede ser de arrastrarse: un túnel hecho con una caja de cartón grande o una sábana colgada a poca distancia del suelo.

AMPLIACIÓN

Dile al niño la definición de la palabra obstáculo y hablad de lo que significa para él con respecto a sus propias aspiraciones. ¿Hay algo que tenga muchas ganas de hacer o tener pero que no sepa cómo conseguirlo? Ayúdalo a identificar los obstáculos que se lo impiden y a idear la forma de salvarlos.

Los niños desarrollan la capacidad de resolver problemas sólo mediante la práctica. Cuantas más ocasiones de resolver obstáculos le presentes, mejor preparado estará para el futuro. La próxima vez que os enfrentéis a una cuestión, aunque sea muy sencilla, como qué galletas comprar, tomad juntos la decisión después de plantearos una serie de cuestiones: ¿Qué opciones se presentan? ¿Qué es lo bueno y lo malo de cada una? Decidios por lo que sea mejor para vosotros. Llevadlo a cabo y comprobad después si habéis acertado.

Comentarios de los jugadores

primavera, casa animada, sopa de letras para jugar, Trabalenguas con pl, sopa de letra.


juegos didacticos con obstaculos.